Prosa narrativa renacentista: novelas moriscas

841315890.jpg

En la narrativa española del siglo XVI, además de la figura del pastor, cobra interés la figura del caballero musulmán, por la cercanía temporal de las últimas luchas en torno a Granada y los moriscos españoles. Los romances moriscos habían tratado ya la figura del moro de forma idealizada, como prototipos de nobleza, valor y belleza. En estas novelas no solo se idealiza la figura del musulmán, sino que  se ofrecen ejemplos de convivencia entre la cultura árabe y la cristiana.

Las novelas moriscas presentan una peripecia amorosa plagada de dificultades  en un espacio donde se combinan el exotismo oriental, el lujo y la fastuosidad.

Historia del Abencerraje y la hermosa Jarifa (1591)

parejamora.jpg

La primera muestra de esta modalidad narrativa es la  Historia del Abencerraje y la hermosa Jarifa (1561). De autor anónimo, y de marcado carácter sentimental y caballeresco. Se confirma en ella esa visión ennoblecida y caballeresca del moro, perceptible ya en algunos romances viejos. Cuenta la historia de Jarifa y Abindarráez, cuyos delicados y honestos amores se ven entorpecidos al ser él apresado por Rodrigo de Narváez, alcalde de Antequera. La generosidad del cristiano deja en libertad al moro, quien así puede casarse, quedando todos obligados y amigos.

Aquí tenéis un fragmento de la obra, donde el mismo Abencerraje se presenta:

A mí llaman Abindarráez el moro, a diferencia de un tío mío, hermano de mi padre, que tiene el mismo nombre. Soy de los Abencerrajes de Granada, de los cuales muchas veces habrás oído decir, y aunque me bastaba la lástima presente sin acordar las pasadas, todavía te quiero contar esto. Hubo en Granada un linaje de caballeros que se llamaban los Abencerrajes, que eran flor de aquel reino, porque esa gentileza de sus personas, buena gracia, disposición y gran esfuerzo hacían ventaja a todos los demás; eran muy estimados del rey y de todos los caballeros, y muy amados y quistos de la gente común. En todas las escaramuzas que entraban, salían vencedores, y en todos los regocijos de caballería se señalaban; ellos inventaban las galas y los trajes. De manera que se podía bien decir que en ejercicio de paz y de guerra eran regla y ley de todo el reino. Dícese que nunca hubo Abencerraje escaso ni cobarde ni de mala disposición. No se tenía por Abencerraje el que no servía dama, ni se tenía por dama la que no tenía Abencerraje por servidor.

 

El Abencerraje se publicó en tres versiones en los primeros seis años del reinado de Felipe II, cuando el Santo Oficio empieza a ejercer un control real sobre la vida religiosa de los antiguos mudéjares. En un momento en el que problema morisco alcanza una gran tensión aparece la novela en la que los protagonistas, moro y cristiano, pasan del enfrentamiento armado a una relación de mutuo respeto y confianza, para la que no es obstáculo la distinta ley que profesan.

Como nos recuerda María Soledad Carrasco Urgoiti en su artículo “La cuestión morisca reflejada en la narrativa del Siglo de Oro”, no estaban lejanos los tiempos en los que, al margen del enfrentamiento bélico, pudieron surgir tales relaciones humanas y más próxima estaba aún la convivencia tradicional entre mudéjares y cristianos viejos.  Y justamente la versión de El Abencerraje publicada el año 1561 en Toledo, bajo el título Parte de la Corónica del ínclito Infante Don Fernando que ganó Antequera, aparece dedicada al señor de un lugar de moriscos, quien interviene activamente en las gestiones que lleva a cabo la Diputación de Aragón a fin de que se revoquen ciertas medidas promulgadas por el Tribunal del Santo Oficio en Zaragoza, que afectan a los nuevos convertidos e indirectamente a los lugares de señorío. [1]

La obra parece surgir en un ambiente donde resultaba posible la alianza entre los moriscos y los señores de vasallos, una sociedad que se sintió amenazada al quebrarse el orden que había permitido la integración del elemento mudéjar.

[1] La novela se dedicó al mesnadero aragonés Jerónimo Jiménez de Embún, Señor de la villa morisca de Bárboles. Si os interesa saber más sobre el conflicto y el importante papel “pacificador” que la novela parece desempeñar podéis leer este artículo de María Soledad Carrasco Urgoiti: “El trasfondo social de la novela morisca del siglo XVI”

Las Guerras civiles de Granada de Ginés Pérez de Hita

historiadelasgue01pere.jpgEl título original de esta obra es Historia de los bandos de Zegríes y Abencerrajes  y se publica una primera parte en Zaragoza en 1595 y abarca los últimos tiempos del reino de Granada hasta que cae en manos de los Reyes Católicos. En 1619 aparece en Cuenca una segunda parte que arra la rebelión de los moriscos dirigidos por Abén Humeya. Es mucho menos interesante porque se ciñe más a lo estrictamente histórico en detrimento de la creatividad artística.

El autor se sirve del recurso, muy frecuente en la historia de la literatura, de fingir que lo que está contando lo traduce de un libro arábigo, cuyo autor es Abén Hamín.

En cuanto a la mayor o menor historicidad de la obra no se puede llegar a una conclusión definitiva ya que Pérez de Hita se sirve al mismo tiempo de fuentes históricas, como el Compendio histórico de Esteban Garibay y la Crónica de don Fernando y doña Isabel de Hernando del Pulgar, y de tradiciones populares y romances, de cualquier modo, lo cierto es que se basa en sucesos reales de las guerras civiles que dividieron a los moros en los últimos años de independencia.

La ambientación del libro está espléndidamente trazada. Introduce todas aquellas descripciones que contribuyen a dar mayor brillantez y exotismo al relato, especialmente de las fiestas y costumbres locales.  La idealización del moro también es extrema.

Su estilo es muy expresivo y colorista, aunque su prosa no siempre tiene la ligereza deseada. En medio del relato se intercalan hermosos romances moriscos, aunque no son en su inmensa mayoría obra del autor, quien se ha limitado a seleccionarlos e introducir pequeñas modificaciones.

ACTIVIDADES

Este material, elaborado por Educarex, repasa algunos conceptos sobre los libros de caballerías, la novela pastoril y las moriscas. Tiene teoría y actividades:

Novelas caballerías, pastoriles.

ornament-1332804_960_720
Enriquecimiento
[Fuentes: BLECUA, José Manuel [et al.] (2008), Lengua castellana y Literatura 1º, Madrid: Editorial SM; FERNÁNDEZ  SANTOS, Alonso [et al.] (1992), Literatura 2º, Barcelona: Magisterio Casals; ARROYO CANTÓN, Carlos [et al.] (2006), Lengua castellana y Literatura 1º de Bachillerato, Madrid: Oxford; GARCÍA MADRAZO, Pilar [et al.], (2008) Lengua castellana y literatura 1º de Bachillerato, Zaragoza: Edelvives. Proyecto Zoom;  MELÉNDEZ, Isabel [et al.], (1996) Lengua y literatura castellana 4º ESO, Madrid: ESLA; PASCUAL, José A. [et al.](2008) Lengua y literatura 1º Bachillerato, Madrid: Santillana; ESCRIBANO, Elena [et al.](2008), Lengua castellana y Literatura 1º Bachillerato, VALENCIA: ECIR; MARTÍ, S. [et al.] (2002), Lengua castellana y Literatura 1º Bachillerato, Barcelona: Teide; MARTÍ, S. [et al.] (2015) Lengua castellana y Literatura 1º Bachillerato, Barcelona: Teide; MATEOS DONAIRE, E. [et al.] (2015), Lengua castellana y literatura 1º Bachillerato, Madrid: McGrawHill; RIQUELME, J. [et al.] (2015), Lengua castellana y literatura 1º Bachillerato, Valencia: Micomicona; GARCÍA GUTIÉRREZ, M. [et al.] (2015), Lengua castellana y Literatura 1º Bachillerato. Serie Comenta, Madrid: Santillana; GUTIÉRREZ, S. [et al.] (2015) Lengua castellana y Literatura 1º Bachillerato, Madrid: Anaya.]

 

Anuncios
Esta entrada fue publicada en Curso 2017-2018, El placer de leer, Enriquecimiento curricular, Literatura. Guarda el enlace permanente.

Los comentarios son las opiniones de los lectores, no de la responsable del blog ni del IES Miguel Catalán. Todos los comentarios son sometidos a moderación previa. No se aceptan contenidos malintencionados, difamatorios o publicitarios.

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s

This site uses Akismet to reduce spam. Learn how your comment data is processed.